PURÍN DE ORTIGA. NUESTRO MEJOR ALIADO EN EL HUERTO

Hola Cultiva2, hoy queremos presentaros a la ORTIGA, una planta que no puede faltar en nuestro huerto ecológico, debido a que es un fuerte compuesto que nos ayudará a combatir de manera eficaz las plagas, fertilizará nuestros cultivos y además tiene efectos bioestimulantes por lo que nuestras plantas lucirán más fuertes y robustas.

Si no tenemos ortiga en nuestra huerta o alrededores nosotros mismos podemos plantarla, aunque debemos tener mucho cuidado pues es una planta muy invasiva.

Así que con un trocito pequeño tendremos suficiente para los usos del huerto.

Si vemos que se empieza a expandir demasiado debemos eliminar la zona que no queremos, procurando arrancar todas las ortigas desde la raíz para que no se reproduzca.

Otra cosa importante es cortarle las puntas antes de que eche semilla y así evitaremos que se reproduzca demasiado.

“La Ortiga es muy beneficiosa para nuestra huerta, pero muy invasiva”

Como fertilizante

La ortiga contiene siliciomagnesiocalciopotasiofósforo y hierro, además de vitaminas A y C y oligoelementos. Es indudable que nuestras plantas crecerán con mucha más vitalidad y fuerza. Y esto se traduce en una cosecha mucho más productiva.

Como pesticida

Algunas plagas como el pulgón, la araña roja o la mosca blanca no soportan las propiedades de la ortiga. Funciona como fantástico repelente pero también para combatir las plagas ya instaladas.

Como fungicida

Aplicándola de manera periódica en las hojas y tallos de las plantas evitaremos la aparición de hongos como el Mildiu, el Oidio o la Roya.

Necesitaremos:

-2kg de ortigas

-15 litros de agua

-Una cucharita de bicarbonato sódico

-Un palo de madera para remover el agua con las ortigas

-Un cubo con capacidad para más de 15 litros (que no sea de metal) con tapa no hermética

Nosotros hacemos cantidad porque lo usamos mucho, además así podremos guardar si nos sobra para otras ocasiones que lo necesitemos.

“El Purín de Ortiga es la mejor ayuda a nuestros cultivos, y es gratis”

Pasos a seguir

Cortar 2 kg de ortigas de nuestro huerto, preferiblemente que no tengan semilla. Ponerlas en el recipiente donde vamos a hacer el purín. Verter encima los 15 litros de agua y la cucharita de bicarbonato. Remover. Colocar la tapa encima para evitar que caiga nada dentro, pero sin que haga clic, puesto que no queremos cerrarlas herméticamente ya que esto impediría que se generasen correctamente los microorganismos.

Como usarlo

Este preparado tiene varios usos dependiendo de cuanto lo dejemos macerar. Es importante que siempre que lo vayamos a utilizar (da igual el punto de maceración en el que se encuentre) lo disolvamos a razón de una parte de purín y 3 de agua. Es muy potente y disuelto en agua actúa exactamente igual y es suficiente.

4 días: nos servirá para abono foliar y para mantener alejadas algunas plagas como la araña roja o pulgón. Funciona como preventivo.

7 días: actuará como insecticida y fungicida y también servirá como un potente abono, tanto foliar como aplicado en tierra.

14 días: en este punto tenemos un compuesto muy rico en microorganismos que nos servirá para impulsar suelos muertos. Aplicándolo directamente en la tierra los microorganismos empezarán a desarrollarse y a aumentar su población y nos ayudaran a enriquecer el suelo.

Pues ya veis que con este sencillo método obtendremos un producto inigualable para aplicarlo con total tranquilidad en nuestra huerta o jardín.

Un saludo Cultiva2!!

Deja un comentario